5.11.09

De adioses y despedidas.

Hace rato, largo rato, que no entiendo el porqué de la angustia que me provocan las despedidas por más chiquitas o gigantes que sean, es decir, intento hablar de las que son reversibles, claro está.
Y estuve dando vueltas en mi cama, atando cabos de los distintos momentos, y este que si bien me encontró más sana y más entera... Se asemeja a este veranito de a ratos.
Y retrocedí, mucho, o para mi suficiente, y no, no hay registro de angustia que corresponda a épocas anteriores... Seguí dando vueltas, a falta de análisis con otro, necesito tener un porqué aunque sea pequeño, y lo encontré...
No sé si es real, pero es mío: las despedidas, me remiten indefectiblemente a la horfandad que llevo a medias. Es un hueco que está conmigo hace un par de años, al cual intento y tapo de cosas, pero cuando me llevan a la misma sensación ganas de nada me quedan.
Y así estoy, justo hoy, justo ahora que ella viajó y es la otra mitad de mi edipo, la otra mitad de mi futura e inevitable horfandad.
Capaz es como un ensayo de ese día en que te das cuenta que quienes desearon que estés acá te dejaron solita hasta el final, de ese día que dejás de ser hijo para siempre.

5 limas:

LUX AETERNA dijo...

Limada me parece bueno que hagas una retrospección pero yo cuando empiezo a carburar en la cama y a dar vueltas he aprendido que lo mejor es levantarse.
Y no se pero la verdad no es tanto drama perder a los viejos, es algo natural y me parece que a esta altura de la vida plantearse el hecho futuro de la posibilidad de la pérdida de los viejos no es otra cosa que algo natural y esperable.
Limanda hablalo con tu analista pero no te preocupes, lo importante sos vos, puede ser que cuando uno es chico se hace drama por si los viejos se mueren, pero cuando ya estamos grandecitos tenemos que darle la entidad que tal hecho se merece.

Te mando un beso grande

Limada dijo...

Lux, el quid de la cuestión es que no tengo analista, a todo esto, y ese dar vueltas... Fue a las 4 de la tarde ! Ja, más luego me puse a estudiar, y todo estuvo más tranquilo.
Beso!

A-nònima dijo...

Limada sos un ternura!
abrazo grandote
=)

Niño resentido. dijo...

Lima, las perdidas son una mierda, yo me aterrorizo pensando en perder a la gente que quiero, me tocó perder a mi viejo de pendejo y se que es una mierda, pero hay que curtirse sea como sea.
Ah, lo que concluis al final me parece brilante, como vos, pedazo de forra! hoy nos vemos en ese programejo.

Limada dijo...

A-nònima, je, soy una tontuela tierna, y aspera. En la vida voy aspera... Bueno, no voy a tirar oootra teoría. Beso!!

Niño Resentido, amigo!! perder es quedarse sin, y no, no está bueno, pero si estoy curtida ante eso, pero, imaginarme nueva e inevitables me deja tecleando un rato.
Eeeee! si, soy un forrito con luz (y ni hablar de los musicales)
Te quiero!